NASA probará un nuevo kit médico para curar a los astronautas en el espacio

Un nuevo sistema de filtro de agua que podría facilitar las operaciones de emergencia intravenosas (IV) para ayudar a astronautas enfermos en el espacio se incluirá en la próxima lanzadera.

La nueva tecnología espacial, preparada para despegar el lunes en el transbordador Discovery, está diseñada para filtrar contaminantes microscópicos del agua potable para producir un líquido estéril válido para IVs en caso de necesidad en una emergencia médica en el espacio. Si tiene éxito, podría incluso ser utilizado por el ejercito de EEUU en operaciones remotas en el terreno, en submarinos y en barcos, así como en operaciones de rescate médico, según dijeron los investigadores.

Discovery

Nave Discovery. Wikipedia.

Philip Scarpa, director médico de operaciones en el Kennedy Space Center de Florida (lugar de despegue del Discovery), dijo que “la producción en cualquier lugar y en cualquier momento de líquidos intravenosos, tiene muchas aplicaciones médicas en la Tierra así como en el espacio”.

Scarpa’s team worked with researchers at NASA’s Glenn Research Center in Ohio to develop the new filtering technology. The study, nicknamed “Project Clearwater,” resulted in IntraVenous Fluid Generation (IVGEN) water filter.

El equipo de Scarpa trabajó con investigadores del Centro de Investigación Glenn de la NASA en Ohio para desarrollar a nueva tecnología de filtrado. El estudio, apodado “proyecto Clearwater”, resultó en la creación del filtro de agua IntraVenous Fluid Generarion (IVGEN).

Los investigadores dijeron que el dispositivo marca un gran paso adelante en la mejora de la calidad del agua durante los viajes espaciales. El Discovery también llevará un dispositivo de reciclake del agua que convierte los desechos de hidrógeno y de dióxido de carbono en agua potable.

En lo que se refiere a aspectos médicos, los IV pueden ser muy difíciles de encontrar.

Un reto en este proyecto fue la vida corta de cada muestra, debido a la necesidad de esterilidad. Dado que los líquidos IV también conllevan un gran volumen (pesan más de 1 kg por litro), los astronautas sólo pueden ser provistos con una cantidad muy pequeña de líquido en el espacio.

La estación espacial tiene disponibles alrededor de 12 litros de líquido en cualquier momento. Un estudio reciente de la NASA concluyó que una misión a Marte necesitaría 246 litros de líquidos IV a bordo.

Actualmente, los expertos médicos dela NASA identificaron al menos 115 escenarios diferentes en los que los astronautas enfermos o heridos podrían necesitar una IV durante su estancia en la estación espacial, sobre todo para rehidratación y dispensación de medicinas.

“La producción de líquidos IV in-situ o a bordo necesaria para tratamientos médicos podría reducir mucho los costes y las limitaciones de almacenamiento. También daría a la NASA mucha más flexibilidad en la manera en la que se utilizar el agua que ya está disponible en la nave”, afirmó Scarpa en un comunicado.

Bolsa IV

Bolsa IV. Wikipedia.

Una máquina en una maleta

El IVGEN es un dispositivo del tamaño de una maleta que produce agua de IV para a partir de agua potable disponible en la estación. Filtra los contaminantes microscópicos de metales pesados y toxinas. Se colocará dentro de la estación de ciencia durante sus pruebas, según los investigadores.

El riesgo más grande es la formación de burbujas debidas a la falta de gravedad en el espacio.

“Bubbles are probably the biggest concern,” Scarpa said. “Bubbles in IV fluids are dangerous for a patient as well. If entered into the veins, they could cause a stroke by blocking the brain’s blood flow.”

“Las burbujas son, seguramente, nuestra mayor preocupación”, dijo Scarpa. “Las burbujas en los fluídos intravenosos son peligrosos para el paciente. Si se introdujesen en las venas, podrían causar un ictus cerebral bloqueando la llegada de sangre a la cabeza”.

El equipo de Scarpa diseñó filtros de tamaño microscópico para atrapar y eliminar las burbujas del sistema.

Durante la misión STS-131 del Discovery, los astronautas harán pasar agua varias vecesa través del filtro IVGEN desde una bolsa de almacenamiento, tras esto, el agua resultante podrá ser analizada en la Tierra. El equipo previsiblemente volverá a la Tierra en un futuro viaje.

La forma en la que IVGEN trabaja es transfiriendo agua del contenedor a un acumulador, lo que fuerza a que el agua pase a través de una serie de filtros. El agua se introduce en una bolsa IV, parecida a la que se usa en los hospitales.

Once inside the IV bag, which also contains salt and a stir bar, the fluid is then thoroughly mixed together with the salt. This should result in a saline solution, same as the IV fluid used on Earth, then goes through one last check to make sure it’s completely mixed before being collected and frozen by astronauts.

Una vez dentro de la bolsa, que también contiene sal y una barra magnética, el fluido se mezcla con cuidado junto con la sal. Esto resultará en una disolución salina, similar a la que se utiliza en la Tierra, tras esto el agua sufre otra comprobación para asegurarse de que se mezcla completamente antes de ser guardada y congelada por los astronautas.

“Un resultado perfecto sería obtener agua que cumpla los criterios para agua de inyección sin ningún fallo ni problema”, dijo Scarpa.

Este artículo ha sido traducido de SPACE y publicado bajo licencia CC by-sa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: